Recientemente publicamos un amplio informe sobre las fraudulentas investigaciones de Paolo Macchiarini. Ahora queremos añadir un dato más. La administración de justicia italiana ha condenado a 16 meses de prisión a Macchiarini por falsificaciones y abusos en su práctica médica. Concretamente el pasado 8 de noviembre se le condenó por proporcionar a un amigo un tratamiento inadecuado y por manipular su historia clínica, aunque su ingreso en prisión parece problemático, pues, según un periódico italiano parece ser que Macchiarini se encuentra actualmente trabajando en Japón.