90-90-90 tiene como objetivo que existan menos del 90% de infectados por VIH no diagnosticados y no tratados y con carga viral detectable.

 

El proyecto 90-90-90 contra el VIH de UNAIDS, la agencia de las Naciones Unidas especialmente dedicada luchar por la infección por el VIH y el sida, tiene como objetivo que existan menos del 90% de infectados por VIH no diagnosticados y no tratados y con carga viral detectable. El Reino Unido es uno de los primeros países en haberlo conseguido, al lograr que en 2017 un 92% de personas infectadas por el VIH estén diagnosticadas; que un 98 % hayan sido tratadas y que en un 97% de las tratadas, la carga viral haya sido suprimida. Al éxito conseguido ha contribuido sustancialmente los esfuerzos realizados para implementar la prevención, la idoneidad de las pruebas para mejorar el diagnóstico y la rapidez en instaurar un tratamiento. Posiblemente, también haya influído la extensión de la profilaxis para reducir la infección (ver más AQUI).